Cómo se construyó el Santuario de la Virgen de la Montaña

0

La imagen de la Virgen de la Montaña, de autor desconocido, data del siglo XVII. Fue declarada Patrona Principal de Cáceres en 1906, aunque el santuario se construyó entre los años 1621 y 1626. Francisco de Paniagua, un ermitaño de la localidad cercana de Casas de Millán, imploró limosna para erigir una capilla en honor a la talla de una virgen de pequeño tamaño, que siempre llevaba consigo.

Santuario de la Virgen de la Montaña

El anhelo del humilde ermitaño se hizo realidad en plena Sierra de la Mosca. Recibió la ayuda de muchos cacereños, que lograron levantar una capilla para la, por entonces, Virgen de la Encarnación. Fueron las primeras piedras del actual santuario, un lugar cargado de espiritualidad y con una de las mejores vistas de la ciudad.

El 25 de marzo de 1626 se celebró la primera misa en el santuario. El 12 de octubre de 1924 la Virgen de la Montaña fue coronada canónicamente. En 1641, la imagen bajó por primera vez a la ciudad, como consecuencia de una rogativa por la sequía que sufría  la región.

El monumento al Sagrado Corazón de Jesús, que extiende sus brazos sobre toda la ciudad, fue construido en 1926. El 14 de noviembre de aquel año fue inaugurado oficialmente. La escultura situada sobre la atalaya próxima a la ermita fue impulsada por el entonces obispo de Coria, Pedro Segura Saenz.

El templete del Santuario de la Virgen de la Montaña fue levantado en 1703 por artesanos locales. Ochenta años más tarde fue reconstruido y en 1968 fue demolido, con el fin de lograr mayor espacio en la explanada de acceso a la ermita.

Las últimas obras de restauración en el santuario se desarrollaron en 2011 y 2012 y consistieron en eliminar humedades en la ermita y en el camarín de la Virgen, restaurar deterioros de la cúpula y de los frescos, además de renovar el sistema eléctrico y el saneamiento.

Fotos | Flickr-Javier Leiva

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.